Market Outlook

Anatomía de la recesión de noviembre de 2019

Jeff Schulze, CFA y Josh Jamner, CFA
05 noviembre 2019
Nuestro panel de riesgo de recesión sigue indicando precaución, sin cambios desde septiembre. Mientras tanto, seguimos explorando qué habría indicado el panel a las puertas de retrocesos anteriores, como la recesión de 1990.

Conclusiones claves

  • No hay cambios en el panel de riesgo de recesión de ClearBridge este mes, y la señal general permanece amarilla.
  • La política de la Fed, la crisis del ahorro y de los préstamos y la Guerra del Golfo contribuyeron a la recesión de 1990-91. El panel de riesgo de recesión de ClearBridge habría reflejado estas presiones crecientes en sus segmentos financieros e inflacionarios de manera temprana, mientras que el segmento de consumo habría sido el último en deteriorarse.
  • La señal general del panel se habría puesto roja en junio de 1989, poco más de un año antes del inicio de la recesión.

El panel de riesgo de recesión de ClearBridge sigue indicando precaución

El S&P 500 Index registró otro nuevo récord en octubre, gracias al alivio de las tensiones comerciales, la rebaja de tipos de la Fed de 25 puntos básicos (pb) y unos beneficios corporativos mejores de lo previsto. En este contexto, el panel de riesgo de recesión de ClearBridge se mantuvo en una señal amarilla general, sin cambios durante el mes (Figura 1). El producto interior bruto (PIB) del tercer trimestre se situó por encima de las expectativas consensuadas con un 1,9 %, lo que representa una ligera ralentización del ritmo del 2,0 % del segundo trimestre y del 3,1 % del primer trimestre. Con las economías de EE. UU. y mundiales claramente en desaceleración, la pregunta sigue siendo si estamos en la antesala de una recesión o en una ralentización de final de ciclo.
Figura 1: Panel de riesgo de recesión de ClearBridge
Datos actuales a 31 de octubre de 2019. Fuentes: ClearBridge Investments, BLS, Reserva Federal, Oficina del Censo, ISM, BEA, American Chemistry Council, American Trucking Association, Conference Board y Bloomberg. El Panel de riesgo de recesión de ClearBridge se creó en enero de 2016. Las referencias a las señales que se habrían producido en los años previos a enero de 2016 están basadas en cómo se reflejaron los datos subyacentes en los indicadores de componentes de la época.

Un análisis más profundo de la recesión de principios de los 90

La recesión de principios de los noventa fue una de las recesiones más superficiales de la historia moderna con una contracción del PIB de solo el -0,2 % en términos nominales y ventas masivas del 20 % en el S&P 500 Index. Como referencia, esto se compara con el -3,3 % y el -57 %, respectivamente, registrados durante la crisis financiera global (CFG) en 2009. Al igual que muchas de las recesiones de EE. UU., numerosos factores contribuyeron a un crecimiento económico más lento.

Sin embargo, la recesión de 1990 es diferente en el sentido de que carece de un único catalizador claro como la vivienda en el último ciclo o la burbuja tecnológica a finales de la década de 1990. En cambio, esta vez fueron tres temas importantes los que condujeron a la recesión: una ronda agresiva de endurecimiento de la Fed, la crisis de ahorros y préstamos y la crisis del petróleo asociada con la primera Guerra del Golfo. Cabe destacar que numerosos indicadores del panel de riesgo de recesión de ClearBridge habrían llamado a la precaución antes de la recesión.
1987–1988
El inicio de 1987 marcó el valle del ciclo tanto para la inflación como para los tipos de interés, con el IPC subyacente tocando fondo con un 3,8 % y alcanzando un 4,5 % a finales de 1988. En respuesta, la Fed actuó de forma rápida y agresiva con el recuerdo reciente de la inflación de dos dígitos de principios de los 80. El tipo de los fondos federales se incrementó en 387 puntos básicos, alcanzando un máximo del 9,75 % a principios de 1989. Esta respuesta de políticas de la Fed habría hecho que el indicador de oferta monetaria se pusiera amarillo de forma temprana y pasara a ser rojo para finales de 1988 a medida que se implementaban las subidas de tipos de interés de la Fed.

Sin embargo, la Fed no subió los tipos de forma directa, y los recortó en 75 pb tras la crisis del mercado de valores del Lunes Negro de octubre de 1987. Este ha sido el único mercado bajista de un solo día (una caída del -20 % o peor) en la historia. Esta crisis, que no se habría podido repetir hoy debido a las bolsas de valores con “interruptores de circuitos” implementadas en los años posteriores, no se extendió a la economía real.

Una dinámica final en este periodo fue el comienzo de la crisis de ahorros y préstamos. Entre 1986 y 1989, quebraron 296 asociaciones de ahorros y préstamos. A medida que los tipos de interés comenzaron a subir, los ahorros y préstamos se enfrentaron a mayores costes de financiación, mientras que muchos de sus activos eran préstamos a tipo fijo (con frecuencia respaldados por bienes inmuebles). A medida que los costes de financiación comenzaron a subir más que los rendimientos que estas instituciones podían obtener, estas empezaron a participar en actividades más especulativas. En 1986 y 1987, la Federal Savings and Loan Insurance Corporation (FSLIC), una institución central similar a la FDIC para bancos comerciales, se recapitalizó con más de 25 000 millones de USD para ayudar a protegerse de los ahorros y préstamos insolventes. Sin embargo, para 1989 se había vuelto insolvente la propia institución, con pérdidas que se aproximan a los 4000 millones de USD.
1989
En 1989, la FSLIC fue desmantelada y el Congreso creó la Resolución Trust Company (RTC), que ayudó a resolver la creciente crisis. Si bien 747 asociaciones de ahorros y préstamos cerraron en 1995, las pérdidas para los contribuyentes fueron parcialmente compensadas por sociedades comanditarias orientadas a liquidar los activos de las instituciones insolventes.

El panel de riesgo de recesión de ClearBridge habría reflejado este creciente riesgo sistémico, ya que los indicadores financieros como los diferenciales de crédito y la curva de tipos habrían pasado de verde a rojo en 1989. La señal general se habría puesto amarilla a principios de 1989, dado que la sección de consumo del panel habría seguido siendo el último pilar de la economía. Sin embargo, en la segunda mitad de ese año, tres de las cuatro señales de consumo se habrían puesto amarillas, mientras que los indicadores de actividades económicas como los nuevos pedidos del ISM y los envíos por carretera se habrían puesto de color rojo, haciendo que la señal general pasara a ser roja.
Figura 2: Evolución del panel 1988-1991
Fuentes: ClearBridge Investments, BLS, Reserva Federal, Oficina del Censo, ISM, BEA, American Chemistry Council, American Trucking Association, Conference Board y Bloomberg. El Panel de riesgo de recesión de ClearBridge se creó en enero de 2016. Las referencias a las señales que se habrían producido en los años previos a enero de 2016 están basadas en cómo se reflejaron los datos subyacentes en los indicadores de componentes de la época.
1990–1991
Para el momento en el que los mercados de renta variable alcanzaron su máximo en mayo de 1990, el panel estaba claramente ya en territorio rojo. Aunque la Fed había empezado a reducir los tipos de interés a mediados de 1989, todavía se estaban digiriendo los efectos tardíos del endurecimiento previo de la Fed. La recesión se consolidó cuando Irak invadió Kuwait a principios de agosto. El petróleo había estado cotizando a un precio de 15-20 USD antes de la invasión, y alcanzó un máximo de 40 USD en octubre antes de volver a 25 USD para finales de año.

La subida de los precios del petróleo repercutió de inmediato en la confianza de los consumidores y las empresas, que se hundió en los meses posteriores a la invasión. La tasa de desempleo empezó a subir a mediados de 1990, y las señales finales del consumo, que hasta entonces habrían sido amarillas (permisos de viviendas y ventas minoristas), se habrían vuelto rojas, tiñendo de rojo la totalidad del panel. La renta variable sufrió ventas masivas del 20 % en un periodo relativamente corto de 87 días. La recesión fue relativamente poco profunda y los precios del petróleo se estabilizaron en 1991, dado que la Operación Tormenta del Desierto llevó a la liberación de Kuwait. La confianza del consumidor repuntó y el mercado bursátil recuperó sus pérdidas y empezó a obtener beneficios a finales de 1990.

Los indicadores de riesgo de recesión pueden ayudar a guiar a los inversores

Nuestro análisis concluye que el panel de riesgo de recesión de ClearBridge habría sido efectivo a la hora de ayudar a los inversores a hacer frente a las crecientes presiones económicas antes de la recesión de 1990-91. Aunque la Guerra del Golfo no era algo que el panel pudiera haber previsto, la señal general del panel habría sido roja bastante antes de este evento, lo que sugiere que la economía se estaba debilitando y era especialmente vulnerable a algunas sacudidas, como un rápido aumento de los precios del petróleo. En última instancia, la economía se recuperó de forma bastante rápida y entró en un periodo de crecimiento de 10 años.
Definiciones:

Un punto básico (pb) es una centésima parte de un punto porcentual (1/100 % o 0,01 %).

El Lunes Negro, el 19 de octubre de 1987, fue la fecha en la que una conmoción sistémica repentina, grave y muy imprevista afectó al funcionamiento del sistema global del mercado financiero, alterando su estabilidad mediante una caída del mercado bursátil, junto con sacudidas en los mercados de futuros y opciones.

El índice de precios de consumo (IPC) mide el cambio promedio en los precios de consumo de los EE. UU. a lo largo del tiempo en un conjunto fijo de bienes y servicios determinado por la Oficina de Estadísticas Laborales de los EE. UU.

El índice de precios de consumo subyacente (IPC subyacente) excluye los precios de la alimentación y la energía, que son volátiles sobre una base mensual, de la cesta de bienes utilizada para el cálculo del IPC.

Un diferencial de crédito es la diferencia en el rendimiento entre dos tipos diferentes de valores de renta fija con vencimientos similares, donde el diferencial se debe a una diferencia en la calidad crediticia.

La Federal Deposit Insurance Corporation (FDIC) es una agencia independiente del gobierno federal de los EE. UU. que mantiene la confianza pública en el sistema bancario mediante el aseguramiento de depósitos.

La tasa de fondos federales (también conocida como tasa objetivo de fondos federales o tasa prevista de fondos federales) es una tasa de interés objetivo que establece el FOMC para implementar las políticas monetarias de los EE. UU. Es la tasa de interés que los bancos con excedente de reservas en un banco del distrito de la Reserva Federal de los EE. UU. cobran a otros bancos que necesitan préstamos de un día para otro.

La Junta de la Reserva Federal (“Fed”) es la responsable de la elaboración de políticas en Estados Unidos diseñadas para promover el crecimiento económico, el pleno empleo, los precios estables y un patrón sostenible de comercio y pagos internacionales.

La Federal Savings and Loan Insurance Corporation (FSLIC) es una institución gubernamental de EE. UU. extinta que proporcionó seguros de depósito a instituciones de ahorros y préstamos hasta su disolución a finales de la década de 1980.

La crisis financiera de 2007–2008, también conocida como crisis financiera global y crisis financiera de 2008, fue una crisis económica mundial considerada por muchos economistas como la crisis financiera más grave desde la Gran Depresión de la década de 1930, con la que se suele comparar.

El producto interior bruto (“PIB”) es una estadística económica que mide el valor de mercado de todos los bienes y servicios finales producidos dentro de un país en un periodo de tiempo determinado.

La Guerra del Golfo (2 de agosto de 1990 – 28 de febrero de 1991), conocida como “Operación Escudo del Desierto” (2 de agosto de 1990 - 17 de enero de 1991) para las operaciones que llevaron al reclutamiento de tropas y la defensa de Arabia Saudita y “Operación Tormenta del Desierto” (17 de enero de 1991 - 28 de febrero de 1991) en su fase de combate, fue una guerra emprendida por las fuerzas de la coalición de 35 naciones lideradas por los Estados Unidos contra Irak en respuesta a la invasión y anexión de Kuwait por parte de Irak debido a disputas de precios y producción de petróleo.

El índice de gerentes de compras (PMI) del Institute for Supply Management (ISM) para el sector manufacturero de EE. UU. mide el sentimiento en función de los datos de encuestas realizados a un conjunto representativo de empresas de fabricación y servicios. Un PMI superior a 50 indica expansión, mientras que un PMI inferior a 50 apunta a una contracción.

El índice de nuevos pedidos del ISM es el componente de nuevos pedidos del PMI del ISM.

La Resolution Trust Corporation (RTC) fue una agencia federal temporal hoy extinta. De 1989 a 1995, resolvió en gran medida la crisis del ahorro y los préstamo de la década de los 80.

La crisis del ahorro y los préstamos fue un desastre financiero de lenta evolución. La crisis se consolidó y provocó la quiebra de casi un tercio de las 3234 asociaciones de ahorro y préstamos en Estados Unidos entre 1986 y 1995.

El S&P 500 Index es un índice no gestionado de 500 acciones que generalmente es representativo del rendimiento de las compañías más grandes de los EE. UU.

Los bonos del Tesoro de los Estados Unidos son obligaciones de deuda directas emitidas y respaldadas por la “plena fe y crédito” del Gobierno de los Estados Unidos. El Gobierno de los Estados Unidos garantiza los pagos del principal e intereses sobre los bonos del Tesoro de Estados Unidos cuando los valores se mantienen hasta su vencimiento. A diferencia de los valores del Tesoro de Estados Unidos, los títulos de deuda emitidos por los organismos y agencias federales y las inversiones relacionadas pueden o no estar respaldados por la plena fe y crédito del Gobierno de los Estados Unidos. Incluso si el Gobierno de los Estados Unidos garantiza los pagos del principal e intereses sobre los valores, esta garantía no se aplica a las pérdidas resultantes de las disminuciones en el valor de mercado de estos valores.

La curva de tipos es la representación gráfica de la relación entre los rendimientos de los bonos de la misma calidad crediticia, pero con diferentes vencimientos.

  • Todas las inversiones conllevan riesgo, incluida la posible pérdida del capital.

    El valor de las inversiones y los ingresos que de ellas se derivan pueden incrementarse o disminuir, y los inversores podrían no recuperar los importes invertidos inicialmente; dicho valor podría verse afectado por las variaciones de los tipos de interés, los tipos de cambio, las condiciones generales del mercado, acontecimientos de orden político, social y económico y otros factores variables. La inversión conlleva riesgos, incluyendo, entre otros, posibles retrasos en los pagos y lucro cesante o pérdida de capital. Ni Legg Mason ni ninguna de sus filiales garantiza ninguna tasa de rentabilidad ni la devolución del capital invertido.

    Los valores de renta variable están expuestos a fluctuaciones de los precios y la posible pérdida del capital. Los valores de renta fija conllevan riesgos de tipos de interés, de crédito, de inflación y de reinversión, así como la posible pérdida del capital. Cuando los tipos de interés suben, el valor de los títulos de renta fija disminuye.

    Las inversiones internacionales están expuestas a riesgos especiales, como las fluctuaciones de divisas e incertidumbres de tipo social, económico y político, que podrían incrementar la volatilidad. Estos riesgos son mayores en los mercados emergentes.

    Las materias primas y las divisas presentan un riesgo más elevado que incluye el riesgo de mercado, político, normativo y el asociado a fenómenos naturales, y podría no ser adecuado para todos los inversores.

    La rentabilidad histórica no constituye una garantía de resultados futuros.

    Debe tenerse en cuenta que los inversores no pueden invertir directamente en un índice.

    Las rentabilidades de un índice no gestionado no reflejan comisiones, gastos ni comisiones de venta.

    Información importante:

    Las opiniones y puntos de vista expresados aquí no deben considerarse una previsión o pronóstico de rentabilidad o acontecimientos futuros reales, ni una garantía de resultados futuros ni recomendación ni asesoramiento. Las afirmaciones realizadas en el presente material no pretenden ser recomendaciones de compra o venta de ningún valor. Las declaraciones a futuro están sujetas a incertidumbres que podrían provocar acontecimientos reales y resultados que difieran significativamente de las expectativas expresadas. Esta información ha sido elaborada a partir de fuentes que se consideran fiables, pero no puede garantizarse la exactitud ni la exhaustividad de la información. La información y las opiniones expresadas por Legg Mason o sus filiales son vigentes a la fecha indicada, pueden variar sin previo aviso y no tienen en cuenta los objetivos de inversión, la situación financiera o las necesidades particulares de inversores específicos.

    La información incluida en el presente material tiene carácter exclusivo y confidencial, y únicamente puede ser utilizada por el destinatario previsto. Ni Legg Mason ni sus filiales ni ninguno de los directivos o empleados de Legg Mason asumen responsabilidad alguna de ningún tipo por las pérdidas resultantes del uso del presente material o sus contenidos. Queda prohibida la reproducción, distribución o publicación del presente material sin el consentimiento previo por escrito de Legg Mason. La distribución de este material puede estar restringida en algunas jurisdicciones. Las personas que entren en posesión de este material deben obtener asesoramiento sobre los detalles de dichas restricciones (de haberlas) y cumplir con ellas.

    El presente material ha sido elaborado por un asesor o entidad afiliados a una entidad que se indica abajo por propiedad o control comunes de Legg Mason, Inc. A no ser que se indique lo contrario, «S» (símbolo del dólar) o «dólares» se refiere a dólares estadounidenses.

    Este material está destinado exclusivamente para su distribución a aquellos países y destinatarios indicados.

    Todos los inversores en Reino Unido, clientes profesionales y contrapartes admisibles en países de la UE y el EEE excepto Reino Unido e Inversores cualificados en Suiza:

    En Europa (excepto Reino Unido y Suiza) este documento se emite por parte de Legg Mason Investments (Ireland) Limited, con domicilio social en Floor 6, Building Three, Number One, 126 Pembroke Road, Ballsbridge, Dublín 4, DO4 EP27 Registrada en Irlanda, N.º de Sociedad 271887. Autorizada y regulada por el Banco Central de Irlanda.

    En el Reino Unido, publicado y aprobado por Legg Mason Investments (Europe) Limited, con domicilio social sitio en 201 Bishopsgate, Londres, EC2M 3AB. Inscrita en Inglaterra y Gales con el n.º de sociedad 1732037. Autorizada y regulada por la Autoridad de Conducta Financiera del Reino Unido (Financial Conduct Authority, FCA).

    En Suiza, publicado y aprobado por Legg Mason Investments Switzerland) GmbH, autorizada por la Autoridad de Supervisión del Mercado Financiero de Suiza (FINMA). Inversores en Suiza: el representante en Suiza es FIRST INDEPENDENT FUND SERVICES LTD., Klausstrasse 33, 8008 Zurich, Suiza y el agente pagador en Suiza es NPB Neue Privat Bank AG, Limmatquai 1, 8024 Zurich, Suiza. Las copias de los Artículos de Asociación, el Folleto, los documentos de Información para el Inversor Clave y los informes anuales y semestrales de la Compañía se pueden obtener de forma gratuita del representante en Suiza.

    Todos los inversores en Hong Kong y Singapur:

    Este material ha sido proporcionado por Legg Mason Asset Management Hong Kong Limited en Hong Kong y Legg Mason Asset Management Singapore Pte. Limited (Número de registro (UEN): 200007942R) en Singapur.

    El material no ha sido revisado por ningún organismo regulador en Hong Kong o Singapur.

    Todos los inversores en la República Popular China («RPC»):

    Este material ha sido proporcionado por Legg Mason Asset Management Hong Kong Limited a los destinatarios previstos en la RPC. El contenido del presente documento va destinado únicamente a la prensa o a inversores de la RPC que invierten en el Producto QDII ofertado por el banco comercial de la RPC con arreglo al reglamento de la Comisión Reguladora Bancaria de China. Los inversores deben leer el documento de oferta antes de realizar cualquier suscripción. En caso necesario, obtenga asesoramiento de bancos comerciales y/u otros asesores profesionales de la RPC. Debe tenerse en cuenta que Legg Mason y sus filiales son Gestoras exclusivamente de los fondos extraterritoriales (offshore) en los que invierten los Productos QDII. Legg Mason y sus filiales no están autorizadas por ningún organismo regulador para llevar a cabo actividades empresariales o de inversión en China.

    Este material no ha sido revisado por ningún organismo regulador en la RPC.

    Distribuidores e inversores existentes en Corea y Distribuidores en Taiwán:

    Este material ha sido proporcionado por Legg Mason Asset Management Hong Kong Limited a destinatarios admisibles en Corea y por Legg Mason Investments (Taiwan) Limited (Número de registro: (98) Jin Guan Tou Gu Xin Zi Di 001. Dirección: Suite E, 55F, Taipei 101 Tower, 7, Xin Yi Road, Section 5, Taipéi 110, Taiwán, República de China. Tel.: (886) 2-8722 1666) en Taiwán. Legg Mason Investments (Taiwan) Limited opera y gestiona su negocio de forma independiente.

    Este material no ha sido revisado por ningún organismo regulador en Corea ni Taiwán.

    Todos los inversores en América:

    Este material ha sido proporcionado por Legg Mason Investor Services LLC, un agente intermediario registrado en EE. UU., que incluye Legg Mason Americas International. Legg Mason Investor Services, LLC, miembro de la FINRA/SIPC, y todas las entidades mencionadas son filiales de Legg Mason, Inc.

    Todos los inversores en Australia:

    Este material ha sido emitido por Legg Mason Asset Management Australia Limited (ABN 76 004 835 839, AFSL 204827) («Legg Mason»). El contenido es propio y confidencial y está previsto para el uso exclusivo de Legg Mason y los clientes o posibles clientes a quienes ha sido entregado. Queda prohibida su reproducción o distribución a ninguna otra persona, excepto los asesores profesionales del cliente.

    © 2018 Legg Mason Investor Services, LLC, miembro de la FINRA, SIPC. Legg Mason Investor Services, LLC es una filial de Legg Mason, Inc.